Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Informes  >  Consumo/ Mercados/ Indicadores  >  Artículo actual

España tendrá en 2020 un déficit de 1,9 millones de trabajadores altamente cualificados

Por   /   30 abril, 2013  /   Sin Comentarios

Según detalla la última edición de “Into the Gap”, informe de la firma de soluciones de recursos humanos Randstad que analiza el desajuste cuantitativo y cualitativo del mercado laboral y la escasez de talento, para 2020, se habrán creado en España 4 millones de nuevos puestos de trabajo que requerirán de una alta cualificación; finalizarán sus estudios y entrarán en el mercado laboral 2,1 millones de nuevos talentos; y recuperaremos a 500.000 desempleados con talento, pero también perderemos a unos 540.000 que se jubilarán. Como conclusión principal en nuestro país, el informe pronostica una brecha de empleo de 1,9 millones de trabajos altamente cualificados.

Deficit de empleados cualificadosLo cierto es que esos casi dos millones de puestos de trabajo permanecerán sin cubrir en nuestro país bien por un desajuste cuantitativo (porque en determinados sectores haya menos trabajadores disponibles que puestos de trabajo), o bien por un desajuste cualitativo (porque las habilidades de los trabajadores no se correspondan con las demandas de las empresas). Se trata de unos desequilibrios que caracterizarán el mercado laboral en el futuro y que derivan de los ciclos económicos, la creación y destrucción de puestos de trabajo constante en una economía de mercado y las divergencias entre las decisiones educativas de los trabajadores y los cambios en los requisitos de trabajo provocados por los cambios en la tecnología de producción.

En concreto, el desajuste cuantitativo, que resulta de los cambios demográficos implica que habrá más trabajadores disponibles que puestos de trabajo en algunos sectores (+753.000 en la industria manufacturera, +286.000 en la construcción, +193.000 en medios de comunicación, +190.000 en servicios financieros, +112.000 en transporte y +57.000 en “otros servicios”), y sin embargo escasez en otros (-398.000 en comercio y reparación, -210.000 en servicios a las empresas, -92.000 en educación, -64.000 en hostelería y restauración, -26.000 en salud, -26.000 en servicios públicos, -14.000 en agricultura y -11.000 en las administraciones públicas). No obstante, con el tiempo, el número de puestos de trabajo se ajustará a la cantidad disponible de trabajadores.

En cuanto a los desajustes cualitativos, según el informe, suelen producirse fundamentalmente por la falta real de información tanto en empleados como en empleadores ante el hecho de encontrar, respectivamente, el puesto de trabajo y el trabajador idóneo.

El estudio “Into the Gap” hace al respecto una serie de recomendaciones a nuestro país a fin de ajustar la oferta y la demanda laboral, señalando en ese sentido que España requerirá de la educación superior y conveniente para atender a la demanda futura de mano de obra. Será necesario implementar las reformas necesarias y adoptar medidas adicionales para aumentar la eficacia de las políticas activas del mercado de trabajo, mejorando su focalización, al aumentar el uso de la capacitación, asesoría y servicios de búsqueda de empleo. Y también apunta que es imprescindible revisar las prioridades de gasto y reasignar fondos para apoyar el acceso a la financiación para las pymes, la investigación, la innovación y los jóvenes, así como poner en práctica el “Plan de Acción de la Juventud”, en particular en lo que respecta a la calidad y la adecuación al mercado laboral de la formación profesional y la educación.

En lo que atañe a la situación europea en conjunto, el informe detecta: demanda permanente de trabajadores; futura existencia de discrepancias entre las opciones educativas y los cambios tecnológicos; y fuerte demanda en las expectativas en el sector de la salud, ciencia e ingeniería, educación, humanidades y ciencias sociales. También se constata que sigue siendo válida la brecha de empleo potencial de 35 millones de puestos sin cubrir en 2050 en la Unión Europea, tal y como se proyectó en el estudio anterior “Bridging the Gap”, si bien este nuevo informe “Into the Gap” explica que en la UE la falta de cualificación ha bajado unos cinco puntos porcentuales en la última década, mientras que la sobrecualificación se ha incrementado en el mismo porcentaje.

E igualmente constata que, tanto en Europa como Estados Unidos, aproximadamente dos de cada cinco trabajadores no tienen la formación adecuada para su puesto de trabajo. La sobrecualificación, cuando el trabajador tiene un nivel de formación más alto que el que requiere el puesto de trabajo, es más prominente en USA que en la UE (23% frente al 18%), mientras que la infracualificación, cuando el trabajador tiene un nivel de formación más bajo que el requerido, es menos prominente (16% frente al 19%). De esta manera, el resultado más importante del desajuste ocupacional será que habrá en 2020 una carencia de trabajadores en casi todas las regiones de todo el mundo. La combinación de los resultados anteriores de las carencias previstas de trabajadores de mayor nivel educativo y de los no cualificados apoya la hipótesis de que posiblemente se exprima en el futuro el segmento medio del mercado de trabajo.

Imagen cortesía de Master isolated images/ FreeDigitalPhotos.net

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *