Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Informes  >  Conciliación  >  Artículo actual

Contratos a medida, horarios flexibles y recolocación interna, tendencias del mercado laboral futuro

Por   /   21 junio, 2013  /   Sin Comentarios

Ejemplos prácticos de esta tendencia son las redes sociales empresariales, que generan empresas “enjambre” en las que los equipos de trabajo se crean y se deshacen rápidamente, permitiendo a muchas personas colaborar en varios proyectos y editar documentos desde cualquier lugar. Trasladar la oficina a otros espacios que nos remontan a momentos de creatividad e inspiración (una cafetería, el salón de casa…), con mobiliario que favorece tanto el trabajo individual como en equipo, contribuyen también a incrementar la productividad y la satisfacción del empleado.

Por último, la desvinculación tenderá a llevar aparejados planes de acompañamiento a través de empresas que proveerán de servicios de “outplacement”, gracias al cual se reduce hasta en 10 meses el tiempo medio de recolocación profesional. Sin duda, como afirma Itziar Nieto, veremos cada vez más acuerdos entre empresas de todo tipo y agencias de recolocación para ofrecer estos servicios, no sólo a los empleados, sino también a sus familiares (hijos, padres o cónyuges) e incluso a sus clientes. Asimismo, los programas de autoempleo se están sofisticando y empiezan a combinar clases en aula con coaching para y por emprendedores, plataformas de crowdfunding y networking con business angels e inversores privados.

Páginas: 1 2

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *