Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Opinión  >  Gestión  >  Artículo actual

Consejos para superar con éxito una entrevista de trabajo

Por   /   9 julio, 2013  /   Sin Comentarios

Por Antonio Olivo Serra, Director de Corporación de Babel Sistemas de Información, consultora española especializada en servicios de organización de empresas y procesos de negocio (@tonyolivo).

Antonio Olivo, de BabelEl pasado domingo me llamó por teléfono mi cuñado diciéndome: “Tony, mañana tengo una entrevista de trabajo en una multinacional para el puesto que estoy buscando. ¿Qué me aconsejas para que me salga bien y me seleccionen?”.

Lo cierto es que, debido a mi profesión, consistente fundamentalmente en buscar, encontrar y contratar a profesionales con talento para las diferentes empresas para las que he trabajado, periódicamente, distintas personas de mi entorno familiar y de mi círculo de amistades me llaman para que les ayude y oriente en qué hacer, qué decir y cómo comportarse de manera idónea en una entrevista de trabajo.

Con la premisa de que no es tarea sencilla ni hay una única fórmula mágica y definitiva para salir airoso de una entrevista de trabajo, voy a tratar de compartir esa serie de consejos que habitualmente les doy, de cara a que dicha misión tenga, desde mi punto de vista, mayores probabilidades de éxito:

1. Demuestra que eres el candidato que están buscando, y si luego no te encaja el puesto, la empresa, las condiciones o lo que sea que ofrecen, descártales tú.

Este consejo, que parece obvio, no siempre lo es tanto. ¿En cuántas ocasiones habré entrevistado a personas que durante la entrevista empiezan a poner trabas al puesto pensando en voz alta, sin darse cuenta de que, en realidad, lo que consiguen es autodescatarse?. Con esto no digo que no se hagan preguntas, se indague sobre los matices de la posición ofrecida, ni mucho menos que se mienta sobre las capacidades de uno mismo. En estos puntos entraré a continuación, pero tratemos de salir de la entrevista habiendo convencido a los entrevistadores de que somos la persona idónea y, por tanto, la que están buscando; y después decidamos nosotros si el puesto nos encaja y vamos a dar el “si quiero”.

2. Prepara la entrevista, no improvises. El entrevistador, con total seguridad, habrá preparado la entrevista, y gracias a tu curriculum vitae sabe quién eres, de dónde vienes, cuál es tu trayectoria académica y profesional, y por supuesto sabe qué debe preguntarte y qué indagar sobre ti para comprobar si eres la persona que busca.

Por tanto, prepárate tú también ¿Cómo? Aquí van unos consejos básicos en ese sentido:

Investiga sobre la empresa; visita su página web y estúdiala con detenimiento. Busca comentarios, noticias, artículos o cualquier tipo de información en los distintos buscadores en Internet. Y durante la entrevista haz comentarios o formula preguntas que demuestren que te has informado sobre la compañía.

Entra en diferentes webs de empleo y averigua qué otras posiciones buscan y cuál es el reclamo que utilizan para captar candidatos. De esta fuente puedes obtener información jugosa sobre una empresa y su situación actual y de futuro.

• Si conoces a alguien que trabaje en la empresa o conozca a personas que lo hagan, indaga sobre cómo les va o qué opinan de dicha organización; suele ser otra fuente de información bastante veraz.

• Tras hacer todo esto, prepárate una lista de preguntas, inteligentes y reflexionadas, sobre distintos aspectos de la organización a la que vayas a realizar el proceso de selección.

• Además, y por supuesto, indaga sobre tu puesto en concreto, sobre sus condiciones, tus posibles responsabilidades y funciones, pero hazlo de manera aséptica. No hagas valoraciones negativas, ya que, aunque las hagas, no van a cambiar nada y probablemente te perjudiquen; las condiciones son las que son y no van a variar porque a ti te parezcan mal.

3. Nunca mientas. Mentir en una entrevista (o en un curriculum) es un tremendo error. Es posible que, gracias a una mentira, se pueda superar un proceso de selección, una entrevista y conseguir un empleo. Pero en el corto plazo la verdad saldrá a la luz y probablemente pierdas el empleo de forma fulminante, o en el mejor de los casos pierdas tu credibilidad y reputación frente a tus compañeros y responsables. Es una de las peores maneras de empezar en una nueva empresa.

Páginas: 1 2

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *