Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Gestión/ Management  >  Artículo actual

Mejora, aunque no del todo, la salud de las empresas españolas

Por   /   23 julio, 2015  /   Sin Comentarios

Las empresas españolas mejoran actualmente algo en “salud”, si se las compara con la situación de 2008, según detecta la última edición del estudio “Estado de Salud de la Empresa Española”, que publica la consultora en transformación de personas y redes comerciales Tatum junto a Interban Network sobre el modelo “Patologías organizativas”, creado por el gurú del management Javier Fernández-Aguado y cuyo objetivo es mostrar el índice de salud de las empresas en España.

El informe, que identifica enfermedades en las empresas, proporcionando así un sistema útil y eficaz para señalar cuáles son las áreas que se deben mejorar para permitir el desarrollo de una organización, revela que, respecto a 2008, siete de las patologías empresariales han experimentado una ligera mejoría (artrosis, autismo, esquizofrenia, impotencia, miopía, osteoporosis y sordera), pero también otras seis se han agravado, aunque sea ligeramente: anemia, anorexia, asma, cáncer, estrés y hemiplejia.

Enfermedad empresarial, de PixabayEntre las mejoras destacadas por el estudio se puede comprobar que la impotencia, producida por falta de recursos financieros, tecnológicos y humanos, metas por encima de posibilidades, etc., afecta cada vez menos a las empresas españolas, que ahora han sabido poner en marcha acciones enfocadas a la búsqueda de socios estratégicos, financiación externa, modelos de dirección por hábitos, políticas de formación, etc. Además, las empresas españolas ahora escuchan mejor, tal y como demuestran los datos de mejoría en patologías como la sordera organizacional, lo que se traduce principalmente en que ahora la empresa española es más autocrítica y ha mejorado sus procesos de comunicación.

Y con relación a las patologías que siguen debilitando a las firmas españolas, la más grave es sin duda el estrés (6 sobre 10 puntos), seguida por la miopía y la hemiplejía, con 5,4 puntos. Y que una empresa sufra estrés significa que funciona bajo un ritmo asfixiante en el que los empleados están en estado de tensión constante provocado por sobrevaloración de capacidades, escasez de personal, falta de información, pérdidas de tiempo, etc. Junto a ello, la falta de capacidad para reconocer los cambios en el entorno con la anticipación suficiente convierte a las empresas españolas en miopes. Estas empresas se caracterizan por sufrir pérdida de clientes y profesionales, retroceso en la consecución de objetivos y ofrecer productos o servicios obsoletos.

En esa situación, el estudio, que está basado en la opinión de los asistentes de las cuatro ediciones del “Manager Fórum” en Madrid, Barcelona, Bilbao y Valencia, organizados por Interban Network, con una gran diversidad en cuanto a sectores, tamaños, provincias, departamentos y cargos, afirma que las empresas que gozan de mejor salud son las de tamaños intermedios (entre 101 y 250 empleados), mientras que, por sectores, banca y seguros se posiciona como el sector más saludable, en oposición a servicios y comercio, que son los que precisan seguir mejorando.

A juicio de Eugenio de Andrés, socio director de Tatum, “es muy posible que la superación de la impotencia en las empresas venga derivada de las actuaciones que todos hemos puesto marcha por la crisis, pero también esa crisis las ha convertido en empresas más estresadas, que padecen más anemia (causada por una disminución del compromiso de los trabajadores con la organización, quizá por incumplimiento de promesas laborales) o anorexia (excesiva racionalización de costes…). Parece que estamos en el buen camino, pero hay que seguir trabajando en la implantación de procesos que ayuden a las compañías a alcanzar mejores niveles de salud”.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *