Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Gestión/ Management  >  Ahorro/ Financiación  >  Artículo actual

La mayoría de las empresas familiares, con problemas para acceder a créditos bancarios

Por   /   14 mayo, 2013  /   Sin Comentarios

El 60% de las empresas familiares que acudieron a los bancos en los dos últimos años para negociar líneas de financiación no vieron cumplidos los objetivos que se habían fijado de partida y, además, en casi 9 de cada 10 casos constataron un empeoramiento de las condiciones de sus créditos con respecto a las que mantenían en 2007, año en el que todavía no se habían dejado sentir los efectos de la crisis.

Créditos a empresas familiaresSegún una encuesta realizada por la Asociación para el Desarrollo de la Empresa Familiar de Madrid (ADEFAM) entre sus 80 asociados (emplean en conjunto a 155.000 trabajadores), nada menos que el 77% de estas firmas que acudieron a la financiación bancaria durante los 24 últimos meses para mantener sus líneas de financiación se encontraron con que les fueron exigidas en sus negociaciones mayores garantías, lo que se ha traducido en una aportación de nuevos activos colaterales.

La investigación muestra que el 52% de estas empresas que acudieron al canal bancario para acceder a créditos han tenido serios problemas, en tanto que, entre las que no han tenido problemas (48%), un 85% también constata que, en cualquier caso, no se ha producido una mejora de las condiciones de financiación de la banca en la segunda mitad de 2012.

Las empresas a las que les fue denegado el crédito afirman que las razones principales aducidas por los bancos para ello fueron las adversas condiciones de mercado y el aumento de la morosidad (25%), el alto ratio de endeudamiento (21%), la insuficiencia de garantías o avales (17%) y las dudas sobre el cumplimiento del plan de negocio (11%).

En ese sentido, los principales canales de financiación alternativa a los que han recurrido las empresas familiares madrileñas cuando han encontrado cerrado el grifo del crédito han sido, por este orden: la suspensión de dividendos y la reinversión de beneficios (24%), las desinversiones de activos (20%) y, a bastante más distancia, las ampliaciones de capital, mediante la entrada de nuevos socios (9%). Por su parte, un 28% afirma no haber acudido a otros canales alternativos, si bien es cierto que casi el 70% de empresas declara haber recurrido en alguna ocasión, durante estos últimos 24 meses, a programas de financiación pública a través del ICO o sociedades de garantía recíproca.

Imagen cortesía de Ambro/ FreeDigitalPhotos.net

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *