Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Economía/ Finanzas  >  Bancos/ Cajas  >  Artículo actual

El open banking, una prioridad de inversión de las entidades financieras

Por   /   24 mayo, 2019  /   Sin Comentarios

Nada menos que el 79% de las entidades financieras están adoptando, tienen planes de adoptar o tienen intenciones de adoptar soluciones de “open banking”, la tecnología que permite sincronizar los datos que tienen los bancos sobre sus clientes con otras fuentes de información. Así lo confirma al menos un reciente estudio llevado a cabo por la consultora Forrester Consulting para el proveedor de soluciones de información TransUnion.

Lo cierto es que, aunque apenas un 15% de los profesionales no muestra interés en que su entidad despliegue este tipo de tecnologías, la industria financiera espera que el despegue real de esta tecnología ocurra ya en 2020. Así, parece que aún hay tiempo para realizar las inversiones necesarias y, por otra parte, también para informar adecuadamente a los clientes de las ventajas que podrán obtener gracias a su consentimiento para compartir información personal. No hay que olvidar que hasta el 25% de los usuarios afirma no haber escuchado nunca la expresión “open banking”, Dienro electrónico, de Pixabaylo que abre un mundo de oportunidades para que las entidades inicien procesos educativos y expliquen a sus propios clientes las ventajas de una tecnología en la que están invirtiendo una gran cantidad de recursos.

En cualquier caso, lo cierto es que existe un sentimiento generalizado sobre que no se están aprovechando aún al 100% las ventajas del “open banking”. De hecho, el 86% de los profesionales encuestados asegura que los datos que se obtienen gracias al “open banking” son “valiosos” o “muy valiosos”, si bien solo la mitad de ellos afirma que sí entiende cómo pueden sacar partido de ellos.

La realidad es que, actualmente, las entidades están utilizando “open banking” para verificación, asesoría de riesgos y para un mejor conocimiento de los datos de que disponen, es decir, para tareas funcionales que ayudan a las entidades en los procesos de aprobación y de verificación. Sin embargo, los propósitos futuros llevan a la segmentación y a la personalización de ofertas y seguros.

El informe, que ha consultado a 114 responsables de riesgos (en bancos y proveedores de tarjetas de crédito,  entre otros) y a 1.555 usuarios mayores de edad que han llevado a cabo algún proceso de solicitud en una entidad financiera en los últimos seis meses, apunta que, en general, los hábitos de adopción del “open banking” se encuentran motivados por conseguir objetivos de negocio (una mejor comprensión de los perfiles financieros de los clientes que solicitan créditos o productos similares) y por colocarse a la vanguardia de la innovación (sobre todo ante la presión que están ejerciendo las entidades alternativas de financiación). De hecho, el 53% de los encuestados acepta que las inversiones en “open banking” son una respuesta a los movimientos de innovación llevados a cabo por la competencia (aunque el 86% cree que innovar es crítico para el negocio), mientras que un 56% afirma que la mejora de la experiencia del cliente está en lo más alto de la lista (el 82% considera que este punto también es crítico para el negocio).

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *