Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Opinión  >  Gestión  >  Artículo actual

Diseño en busca de una oficina inspiradora

Por   /   3 mayo, 2021  /   Sin Comentarios

Por Hermarta Arquitectura, Firma española especializada en equipamiento integral de espacios laborales.

 

En muchas empresas, la mala distribución de espacios de trabajo no ayuda a la hora de conseguir efecto creativo e inspirador. Y es que la inspiración, aunque está ahí fuera, hay que encontrarla, y para ello es clave un ambiente de trabajo inspirador que fomente la creatividad. Diseño de oficina inspirador, de HermartaPero ¿Cómo se consigue?

Lo cierto es que precisamente la correcta distribución física de las áreas de trabajo es una de las claves para organizar mejor el espacio y mejorar la productividad de los trabajadores. Desde luego, está comprobado que el ambiente de trabajo y la distribución de oficinas influye en el ánimo y el estado de los trabajadores. Y de ahí, la importancia de saber cómo distribuir una oficina, aunque no se trata solo de apariencia, sino también de bienestar y salud.

En concreto, las claves para la organización correcta de un el espacio de trabajo tiene que ver con:

– ¿Cómo dividir una oficina para que sea inspiradora?

La inspiración hay que trabajarla y todo comienza, como hemos dicho, en el espacio de trabajo. Pero al respecto, la realidad es que el concepto clásico de oficina está cambiando. Son muchos los estudios que afirman que la productividad aumenta en espacios abiertos, agradables y cómodos. Y esto pasa por crear unas condiciones y un ambiente de trabajo en el que se sientan cómodos y valorados. Para conseguirlo, es necesario establecer una serie de pautas y un equilibrio adecuado entre practicidad y habilitad del lugar. De ese modo, es importante distribuir los espacios teniendo en cuenta un diseño agradable a la vista. Por ello, es fundamental el uso de la luz y crear espacios compartidos. Hay que tener en cuenta que los ambientes y oficinas abiertas facilitan la comunicación interpersonal, y algunas claves para conseguirlo pasan por huir de la construcción y el abuso de los pasillos: se trata de construir puntos de encuentro y esparcimiento. Además, otro punto que mejora la comunicación es asimismo generar fluidez entre las áreas para tener una sensación de amplitud y orden que generará un buen clima.

– Equilibro entre zonas diáfanas y espacios cerrados

En cualquier caso, la tendencia del diseño de oficinas y la distribución física de las áreas de trabajo sigue la norma de los espacios abiertos pero definidos, compartidos y nada alejados como la concepción tradicional de la oficina. Está comprobado que el flujo de trabajo mejora con este sistema de fácil acceso a todas las áreas definidas de la empresa desde un mismo lugar. Eso sí, es positivo huir de los espacios cerrados, pero solo hasta cierto punto, porque la realidad es que ciertos departamentos, como los técnicos, administrativos o comerciales, tienen distintas necesidades. Así, la clave es unirlos a todos mediante una distribución física de las áreas de trabajo acorde a las necesidades de cada departamento, pero en una línea abierta y que favorezca la apertura. Por esto, aconsejamos evitar paredes que oculten y limiten y optar por el uso de mamparas de cristal que aporten luminosidad a todos los espacios. En este sentido, es clave definir los espacios para las reuniones con soluciones técnicas específicas que evitan problemas acústicos y ofrecen la tranquilidad necesaria.

– Sí a las zonas de descanso

Suele ser una zona olvidada en muchas empresas, por no considerarla como algo importante para la efectividad de la empresa, sin embargo, es algo muy apreciado por los trabajadores y que, por tanto, los hace más felices y, por ende, productivos. Desde luego, es clave definir la distribución de los espacios de trabajo con efectividad y es preciso tener en cuenta esta zona como un espacio donde el confort y la tranquilidad tienen un papel fundamental.

– Distribución de oficinas pequeñas

Para optimizar el espacio en lugares pequeños es clave acertar con la distribución física de las áreas de trabajo. Para ello, es esencial atender a objetivos de funcionalidad y desprenderse de armarios y objetos que ocupen espacio inútil. En ese sentido, la incorporación de mamparas de oficina o de tabiques móviles son solo algunas de las opciones para abrir espacios. Eso sí, una oficina pequeña pero dividida con este tipo de soluciones técnicas da mayor sensación de amplitud que una más grande. Además, una mampara de oficina separa y da privacidad al mismo tiempo que permite una cercanía suficiente como para facilitar la apertura de espacios y mejora la comunicación interpersonal.

Por último, no hay que olvidar el uso de elementos naturales como plantas, luces o colores en las paredes para conseguir una atmósfera agradable y un mejor lugar de trabajo.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *