Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Informes  >  Comercio  >  Artículo actual

La digitalización propiciará nuevas soluciones disruptivas en medios de pago ya en 2018

Por   /   13 diciembre, 2017  /   Sin Comentarios

La séptima edición del “Informe Indra-Tecnocom sobre Tendencias en Medios de Pago”, realizado por la compañía española de soluciones tecnológicas Tecnocom y la consultora de finanzas Analistas Financieros Internacionales (Afi) y que examina la evolución de los medios de pago durante 2016 en España y en varios países de América Latina, avanza que 2018 será el año en el que la transformación digital provocará la aparición de soluciones disruptivas relacionadas con la industria de medios de pago. Una oleada de disrupción a la que contribuirá decisivamente el cambio en el marco regulatorio, que propiciará la aparición de nuevos competidores y modelos de negocio: Medios de pago, de pixabayen Europa, el ejemplo de cambio regulatorio previsto para 2018 es la PSD2, mientras que, en otras geografías, destacan la Ley Fintech en México, la autorización del prepago “abierto” en Chile y la autorización de varias SEDPE en Colombia.

El documento apunta en cualquier caso que el ritmo con el que las entidades proveedoras de servicios de pago afrontarán la transformación digital dependerá desde luego de tendencias externas (avances tecnológicos, impulso regulatorio e intensificación sin precedentes de la competencia), pero también de factores internos, tanto de industria como de estrategia institucional. Y explica que, en el mundo de los pagos, el back-office, las infraestructuras, las cámaras de compensación y liquidación y las normativas o acuerdos de industria que determinan las relaciones interbancarias son elementos fundamentales.

Con relación a la situación del mercado español en cuestión de medios de pago, el estudio destaca que en el ejercicio 2016 se recuperaron muchos indicadores pre-crisis. En concreto, se registraron 365 millones de operaciones de comercio electrónico tanto mediante tarjeta de crédito como de débito (un 30% más que en 2015), lo que en realidad supuso un volumen de negocio de 24.000 millones de euros (un 20,8% más que en 2015). De hecho, durante el pasado año el valor de los pagos con tarjeta superó el de los retiros en cajeros automáticos (ATM), e incluso el número de operaciones con tarjetas de pago en el punto de venta (sin poder distinguir por la información pública disponible, entre las modalidades de débito y crédito) aumentó un 13,5% en 2016, porcentaje que casi duplica el registrado en 2014 (7,2%).

Lo cierto es que el crecimiento económico (y por tanto de consumo) registrado en 2016 en España afianzó el cambio de tendencia en la evolución del número de tarjetas en circulación, hasta el punto de que el parque total alcanzó en dicho año los 74,5 millones de tarjetas (4,6 millones de tarjetas adicionales), lo que supone un crecimiento interanual del 6,6%, con un trasvase, eso sí, de 5 millones de plásticos de modalidad débito a crédito.

En esa dinámica, el número de operaciones con tarjetas de débito (sin distinguir entre pagos y retiros), creció un 22,7%, en tanto que en la modalidad de crédito el incremento fue del 7,0%. El uso de la tarjeta de débito (sin distinción entre pagos y retiros) se situó ligeramente por encima de las 80 transacciones por tarjeta/año, creciendo desde las 68 registradas en 2015 y las 39 de 2011. Por su parte, el uso del efectivo creció un 0,9%: los billetes y monedas en circulación contabilizaron 130.414 millones de euros, representando un 11,5% del PIB, lo que representa 2 puntos por encima del registro de 2011 (otra variable que permite aproximar la intensidad de uso del efectivo es el valor de los retiros de efectivo en cajeros automáticos, que alcanzó 118.275 millones de euros en 2016, un 3,1% más que en 2015).

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *