Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Economía/ Finanzas  >  Consumidores  >  Artículo actual

Los valores reales de la marca “España”

Por   /   6 agosto, 2013  /   Sin Comentarios

Carlos Espinosa de los Monteros, en ESADEPor Carlos Espinosa de los Monteros, Alto Comisionado de la Marca España (*) 

(*) Reseña de su intervención el pasado 30 de mayo durante los “Desayunos ESADE”.

Una explicación a la mala imagen que tiene nuestro país es lo mal que nos vendemos. Si España fuese una empresa, habría que felicitar al departamento de Producción y poner en la calle al departamento de Ventas.

En esa línea, tenemos además un enorme déficit de imagen hacia dentro. Y ante la dificultad de compatibilizar la marca “España” con otras  que existen en la nación, hagan referencia a una autonomía, a una ciudad o a una región, la marca “España” debe ser el paraguas que integre a todo el mundo, porque quien tiene una marca tiene una marca, quien tiene dos marcas tiene media y quien tiene tres marcas no tiene ninguna.

De ahí nuestro empeño en crear una marca fuerte cara al interior y también a nivel internacional. Y en esa línea, los cinco valores con los que nos gustaría identificar a España son:

1.- “Un país al mismo tiempo tradicional y moderno”. Aunque puede parecer una contradicción, en el caso de nuestro país ya es una realidad. España hace 500 años participaba en la construcción de Estados Unidos y hoy en día sigue haciéndolo. Cuando España llegó a Estados Unidos, Pedro Menéndez de Avilés fundó la primera ciudad, San Agustín; los españoles construyeron allí los primeros caminos, ciudades, plazas… y, actualmente, siguen presentes en América con arquitectos y constructoras de primera línea. Sin embargo, no prestamos a nuestra historia la misma atención que los americanos a su “heritage”.

2.- «Un país con solidez y solidaridad». La presencia de España en América Latina, con nuestro idioma como vehículo, es un ejemplo de solidez. El español comienza a ser un activo con una extensión y un dinamismo enormes. Por otro lado, es preciso resaltar el carácter social de los españoles en su historia, y la solidaridad es la explicación a que haya una conflictividad explosiva con el 27% por ciento de paro. En España las familias se comportan a niveles de solidaridad desconocidos en gran parte del mundo, actúa como una red social que evita la conflictividad que lógicamente tendríamos en otro caso, sosteniéndose unos a otros con su trabajo. Y hay muchos más ejemplos del carácter solidario de los españoles como la Organización nacional de Trasplantes (ONT), con el índice de donaciones más alto del mundo, y la ONCE, líder mundial en asistencia a invidentes.

3.- «Un país asociado con el atributo de diversidad. España se caracteriza por su diversidad cultural y lingüística. Además también puede presumir de una gran diversidad climática, y de fauna y flora (el 75% de las especies vegetales del mundo se encuentran en España). Esta diversidad es una fuente de riqueza, curiosidad y atractivo. Noruega, por ejemplo, es un país que visitas sólo una vez. Sin embargo, el 85% de turistas de España son repetidores, y el 60% ha visitado el país como mínimo tres veces. Estos repetidores llegan buscando sol y playa, y después descubren sus catedrales, la Alhambra o Sagrada Familia.

4.- «Un país cuya imagen está ligada a la flexibilidad”. El mundo actual se mueve muy deprisa, cambia rápidamente, y el que no se adapta, va hacia atrás. Sin embargo, España, en los últimos 30 ó 40 años, ha dado muestras de una gran capacidad de adaptación, a pesar de la situación de crisis actual. El país se ha mostrado ya capaz de cambiar, de hacer una  transformación muy profunda, pero nos falta visión y capacidad de elevarnos. En este sentido, lo que estamos viviendo en España y Portugal es un ejemplo de flexibilidad, y se nos reconocerá el sacrificio porque hemos tenido que renunciar a muchas cosas que se consideraban adquiridas. Cuando tengamos certeza del fin de la crisis, tendremos un país mucho más competitivo, las empresas habrán hecho sus deberes y España estará en condiciones mucho mejores para sostener la Marca España que en 2007.

5.- «Un país que transmite fiabilidad”, o mejor, el término inglés reliable. España tiene capacidad para transmitir confianza, pese a las dificultades actuales, a la hora de hacer negocios, para ser un buen aliado de sus aliados, para cumplir sus compromisos y para ser un país de orden, solidario con los demás. La fiabilidad es la envolvente de todos estos atributos. Tenemos que procurar tener admiraciones en el mundo, intentar hacer a España admirable en todos sus aspectos. Procurar entre todos mejorar esa imagen que en algunas cosas es muy buena y en otras menos buena, proyectándola y trasladándola a nuestros propios nacionales y hacia el exterior”.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *