Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Economía/ Finanzas  >  Bancos/ Cajas  >  Artículo actual

Tendencias que marcarán el rumbo del sector “fintech”

Por   /   21 abril, 2016  /   Sin Comentarios

Por Mooverang, Aplicación de OCU (Organización de Consumidores y Usuarios) para gestionar la economía personal.

 

El sector “fintech” se encuentra en un momento de crecimiento imparable. La reconversión de los servicios bancarios para adaptarse a los nuevos tiempos, unido a la eclosión emprendedora de proyectos, ha conseguido traer a primer plano esta combinación de tecnología y finanzas.

Pero, ¿qué tendencias marcarán el recorrido del “fintech” en los próximos meses? En principio, creemos que es preciso destacar hasta 8 conceptos que darán que hablar:

1. “InsurTech”. El sector seguros entra en el juego. El siguiente paso que veremos en el sector “fintech” es la entrada en el mundo de los seguros; un sector con mucho potencial, pero que, hasta ahora, ha tenido escasa innovación disruptiva. Fintech por ordenador, de PixabayDe hecho, en Estados Unidos ya está en pleno crecimiento y ha alcanzado los 831 millones de dólares de inversión en el segundo semestre 2015, frente a los 556 millones del mismo período de 2014. Así, en los próximos meses, se verá cómo las aseguradoras están invirtiendo y creando incubadoras, siguiendo los pasos de los bancos, y cómo van a aparecer nuevos “players” que aportarán modelos sofisticados de modelación de datos y análisis predictivos, así como nuevos modelos de negocio.

2. “Regtech”. La necesidad de adaptarse a la regulación. Para adaptarse a un contexto regulatorio cada vez más complejo y pesado, están apareciendo soluciones tecnológicas cuyo objetivo es ayudar a los bancos y a las instituciones financieras. Se trata de propuestas que aportan rapidez de tratamiento y de análisis, agilidad, mayor capacidad de integración de nuevas normativas, etc. En Londres ya han surgido las primeras “startups” importantes, y en España no tardarán en aparecer los primeros proyectos.

3. Neo bancos. Otra tecnología y otra cultura. Los nuevos bancos creados desde cero, completamente orientados al móvil y con una base tecnológica más ligera y flexible, son una realidad. En ese sentido, muchos proyectos ya están creados en EE.UU., como Moven o Simple; otros se están lanzando en Reino Unido, como Atom o Monese; y por su lado, la alemana Number26 ya está operando en España. Se trata de entidades que ofrecen servicios bancarios básicos y en las que el usuario sólo cuenta con una tarjeta de crédito y una cuenta bancaria. Facilitan soluciones rápidas, baratas, eficientes, flexibles, transparentes y con un grado avanzado de personalización. Además, estos nuevos bancos están más adaptados a las necesidades de las nuevas generaciones y más preparados para evolucionar con ellas.

4. “Robo-advisors”. El asesoramiento en inversiones automatizado. La capacidad, cada vez mayor, de analizar grandes cantidades de datos en muy poco tiempo permite proponer soluciones automatizadas de inversión que competirán con la gestión activa tradicional y que, en la mayoría de los casos, aportarán resultados interesantes para los inversores, al tener costes bajos, riesgo más diversificado y una estrategia más flexible que se va adaptando mejor a cada perfil de inversor.

5. “Blockchain”. Las transacciones rápidas ganan. Cada vez se hablará menos de “bitcoin” y más de la tecnología que está por detrás: el “blockchain”. Se trata de una tecnología que permite realizar transacciones de manera rápida, transparente y segura y que se puede adaptar a diferentes tipo de transacciones (divisas, contratos, transacciones inmobiliarias…). Es una tecnología con mucho potencial y se está invirtiendo mucho en ella para encontrarle usos concretos más allá del “bitcoin”.

6. “Financial inclusión”. El acceso se democratiza. Otra de las grandes áreas del sector “fintech” que se va a desarrollar cada vez más consiste en conseguir que las personas que no tienen acceso al sistema financiero tradicional puedan tener acceso a soluciones financieras alternativas (pagos por móvil, cuentas desbancarizadas…). En los países en desarrollo, es una tendencia muy fuerte que, además, cumple una acción de integración social muy interesante.

7. “Crowdfunding” y “crowdlending”. La demanda de financiación alternativa aumenta. Ya existe mucha oferta de empresas de financiación alternativa, pero todavía representan un volumen bajo comparado con la financiación que genera la banca tradicional. En los próximos meses, veremos cómo la oferta se va a hacer cada vez más fuerte y estructurada y cómo la demanda de las pymes para este tipo de financiación va a subir de manera importante al generalizarse el concepto, alcanzando así a un mayor número de empresas. Son soluciones más rápidas y eficientes que encajan perfectamente con las necesidades de las pequeñas empresas.

8. Pagos móviles. El fin del efectivo… y de las tarjetas. Tanto las “startups fintech” como los bancos y las GAFA (Google, Apple, Facebook, Amazon) están invirtiendo en este sector. Las tarjetas de crédito van a desaparecer a largo plazo y la adopción de los pagos por móvil van a aumentar, al tener cada vez más soluciones disponibles y una tecnología que permite hacer transacciones de manera fácil y segura desde un dispositivo que todos tenemos en el bolsillo. El móvil ya es una herramienta multitarea, así que lo más natural es que acabe por convertirse también en nuestro monedero y nuestro método favorito para pagar.

En cualquier caso, es preciso señalar que el sector “fintech” continúa con su imparable revolución, por lo que, a corto y medio plazo, las empresas que trabajamos en este sector seguiremos experimentando cambios con el objetivo de mejorar los servicios y abrir el abanico de opciones existentes, siempre desde la innovación y la disrupción, para facilitar la vida de los usuarios.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *