Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Informes  >  Comercio  >  Artículo actual

Madrid y Barcelona ascienden en el ranking mundial de ciudades más caras

Por   /   11 julio, 2014  /   Sin Comentarios

La edición 2014 del “Estudio sobre el coste de la vida” para expatriados que elabora la consultora Mercer muestra que tanto Madrid como Barcelona han subido puestos en la clasificación mundial de ciudades más caras del mundo, al pasar la primera del puesto 81 al 63 y la ciudad condal del 84 al 71.

Ciudades caras, de Free DownloadEl informe constata que, al igual que el año pasado, aunque normalmente no está considerada una ciudad rica en comparación a otras, la angoleña Luanda es la urbe que ocupa el primer lugar de la clasificación como ciudad más cara, seguida por Yamena, en el Chad, que en 2103 ocupó la cuarta plaza. Lo cierto es que aunque Aunque Luanda y Yamena son ciudades relativamente baratas, son bastante caras para los expatriados, ya que la importación de los artículos que los expatriados necesitan es un lujo. Además, encontrar alojamiento seguro y que responda a los estándares demandados por los expatriados puede ser todo un desafío y bastante caro también. Generalmente, esta es la razón por la que algunas ciudades africanas ocupan un puesto tan alto en la clasificación. 

En cualquier caso, las ciudades europeas y asiáticas también siguen siendo, en general, las más caras en la clasificación, con Hong Kong en el tercer puesto, seguida por Singapur. Mientras, Zúrich sube tres puestos, hasta situarse como la quinta ciudad más cara, seguida por Ginebra en el sexto lugar. Tokio, entre tanto, ha descendido cuatro puestos, hasta situarse en el séptimo.

El informe de Mercer, que analiza un total de 211 ciudades de todo el mundo y que mide el coste de 200 artículos en cada ciudad, incluyendo el alojamiento, transportes, comida, ropa, artículos del hogar y ocio, pone de manifiesto que, entre las 10 ciudades más caras, se posicionan, sucesivamente, del puesto octavo al décimo Berna, Moscú (segunda en 2013) y Shanghái, mientras que  Karachi, en el puesto 211, es la ciudad más barata del mundo para expatriados (Luanda es tres veces más cara que Karachi).

La investigación revela que las fluctuaciones de la moneda y el impacto de la inflación en los bienes y servicios ha influido tanto en el coste de los programas de expatriados, como en el ranking de ciudades. En ese sentido, es interesante ver cómo varias ciudades han subido este año en la clasificación debido a un gran aumento tanto del coste como de la demanda de alojamiento, unido a una moneda local fuerte: Dhaka y Nairobi (ambas en el puesto 117) y Dubái (67) han saltado 37, 30 y 23 puestos respectivamente.

En lo que afecta a Europa, se comprueba que nada menos que cuatro de sus ciudades se colocan entre las 10 más caras, y desde luego Suiza sigue siendo uno de los países más caros para expatriados, debido al fortalecimiento del franco suizo frente al dólar.

Lo cierto es que, en general, las ciudades de Europa Occidental han subido puestos en el ranking, principalmente también como resultado del fortalecimiento de sus monedas frente al dólar. En particular, las ciudades de Reino Unido y Alemania han experimentado algunas de las subidas más fuertes de la lista: Múnich (55) subió 26 puestos desde el año pasado, Frankfurt (59) escala 24 puestos y Berlín (68) ha remontado 31 lugares desde el ranking anterior, en tanto que Dusseldorf y Hamburgo también ha subido de manera significativa. Fuera del país teutón, Glasgow (108) ha subido 49 puestos desde 2013, mientras que Aberdeen (94) y Birmingham (90) han saltado 34 y 45 lugares, respectivamente. Y otras ciudades que han subido en la clasificación son París (27), 10 lugares arriba sobre el año pasado; Milán (30), 11 puestos antes; Roma (31), ascendiendo 13 puestos; y Viena (32), 16 puestos por encima.

Sin embargo, la mayoría de las ciudades de Europa del Este y Central han bajado en la clasificación por la depreciación de su moneda frente al dólar. Así, Praga (92), Almaty (111) y Minsk (191) han caído 19, 16 y 4 puestos, respectivamente, a pesar de que los alojamientos se han mantenido estables en esas ciudades.

En cuanto a Oriente Medio, Tel Aviv (18) sigue siendo la ciudad más cara para expatriados, seguida por Beirut (63), Dubái (67) y Abu Dabi (68), mientras que Jeda (175), en Arabia Saudí, sigue siendo la ciudad más barata en la zona. En cualquier caso, son varias ciudades de Oriente Medio que han subido en el ranking debido a que otras han bajado, además de por la subida de los costes de alojamiento para expatriados, particularmente en Abu Dabi y Dubái.

En lo relativo al continente africano, solo unas pocas ciudades tienen puestos altos en la clasificación de 2014, reflejando costes altos de vida y elevados precios de bienes y servicios para expatriados. Al margen de las mencionadas Luanda y Yamena, que ocupan los primeros lugares del mundo, en este continente les siguen Victoria (13), en las islas Seychelles, y Libreville (19), en Gabón. Y destacar que, en Sudáfrica, Ciudad del Cabo (205) ha caído ocho puestos en el ranking, como reflejo de la debilidad del rand sudafricano frente al dólar.

En lo que afecta a América, las ciudades de Estados Unidos han subido en el ranking debido a la relativa estabilidad del dólar frente a otras divisas, además de la caída significativa de ciudades de otras zonas. Un aumento del mercado de alquileres de casas ha empujado a Nueva York hasta la posición 16 (8 puestos antes que el año pasado), la más cara de esta región. Por su lado, Los Ángeles (62) ha escalado 10 posiciones, mientras que San Francisco (74) ha subido 18, Honolulu (97) ha ascendido 16 y Boston (109) está 14 posiciones más arriba. Winston Salem (182), en Carolina del Norte, vuelve a ser la ciudad más barata de las analizadas para expatriados.

En Sudamérica, Sao Paulo (49) es la ciudad más cara, seguida por Río de Janeiro (65), aunque han bajado 30 y 36 puestos, respectivamente, como resultado del debilitamiento del real brasileño y a pesar de que se han encarecido los alquileres. Buenos Aires también ha caído considerablemente este año (hasta el puesto 86), por la devaluación de su moneda y a pesar del encarecimiento de los bienes y servicios. Y otras ciudades que han caído en la lista de las ciudades más caras para expatriados son Santiago de Chile (25 posiciones, hasta quedar en el puesto 88) y Bogotá, que ha caído 38 lugares y se sitúa en el 98. Entre tanto, la nicaragüense Managua (207) es la ciudad más barata de Sudamérica.

En lo que se refiere a las ciudades canadienses, todas ellas han caído escalones (la mayoría de los descensos se deben al significativo debilitamiento del dólar canadiense frente al dólar estadounidense), siendo Vancouver (96) la ciudad de esta zona más alta en la clasificación, pese a haber descendido 32 puestos. Toronto (101)  cae 33 puestos, mientras que Montreal (123) baja 28 lugares y Calgary ha caído hasta el 125.

Por último, en la zona de Asia-Pacífico, las ciudades japonesas han caído por el debilitamiento del yen, en tanto que las chinas han subido precisamente por la fortaleza del yuan chino. Así, al margen de colocar las cuatro ciudades ya citadas entre las 10 primeras, Beijín se queda con la undécima plaza, en tanto que Seúl logra la 14 y Shenzen la 17. Por su parte, Bombay (140) es la ciudad más cara de la India, seguida por Nueva Delhi (157) y Chennai (185), mientras que Bangalore (196) y Calcuta (205) son las más baratas.

En esta región también Bangkok (88) ha descendido 22 puestos, mientras Kuala Lumpur, en Malasia, ocupa el puesto 115, seguida por Yakarta en el 119, que ha caído 48 posiciones desde 2013. Hanói sube 3 posiciones, hasta el 131 y Karachi (211), en Pakistán, sigue siendo la ciudad menos cara de la región.

Y en lo que afecta a las ciudades australianas, han experimentado algunas de las caídas más importantes por la depreciación de su moneda: Sídney (26), la ciudad australiana más cara, y Melbourne (33), han bajado 17 lugares, mientras que Perth (37) ha caído 19 puestos.

Imagen cortesía de Sira Anamwong / FreeDigitalPhotos.net

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *