Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Informes  >  Conciliación  >  Artículo actual

La dinámica laboral apunta al final de la segunda recesión

Por   /   28 noviembre, 2013  /   Sin Comentarios

La dinámica del mercado de trabajo en los dos trimestres centrales de 2013 augura el fin de la segunda recesión, que comenzó en julio de 2011, dado en concreto el incremento de los contratos asalariados con contrato temporal en el sector privado y de trabajo a tiempo parcial, así como la reducción del crecimiento de los ocupados en jornadas menores de 30 horas y como sub-ocupados, según pone de manifiesto el monográfico “¿A las puertas de la recuperación?: cambios sectoriales y características de la ocupación”, incluido en la 43ª edición del “Índice Laboral ManpowerGroup”.

Salida de la crisis, de Free DownloadLa investigación de esta multinacional especializada en soluciones de estrategias de talento incide en que esos datos se ven reforzados por la buena marcha del sector exterior de la economía española, por la creciente confianza de hogares y empresas y por la recuperación de la confianza internacional; y además, también ayuda el incremento en septiembre de la afiliación a la seguridad social (+0,17%, frente al -0,86% de septiembre de 2012) y la reducción del desempleo (con una tasa del 26,1%, frente al 27,3% del mismo periodo en 2012). De hecho, de no mediar causas externas al mercado de trabajo, la dinámica de la ocupación en el último año (desde una caída de -4,9% en septiembre de 2012 a la de -2,75% en septiembre de 2013) y, en especial, del empleo asalariado en el sector privado con contrato temporal, sugieren que el mercado de trabajo español está ya cerrando la segunda recesión, iniciada en junio de 2011.

Lo cierto es que, desde el punto de vista de la duración de la jornada laboral, la parcial mejora del mercado de trabajo refleja el aumento de la jornada a tiempo parcial (del 3,6% al 4,1%) y la menor contracción del empleo a jornada completa (del -6% al -3,9%). El incremento del empleo a tiempo parcial expresa una tendencia de fondo que se ha mantenido durante esta crisis, que se refleja en los notables aumentos en la jornada a tiempo parcial (14,2%), en la subocupación (72,5%) y en los empleos de menos de 30 horas (17%), frente a la caída del -18,1% del empleo total.

El informe destaca que el principal factor que explica la moderación en la caída del empleo total (472.000 empleos perdidos) es el aumento de la jornada parcial (más de 300.000 empleos durante la crisis) frente a la reducción de la jornada a tiempo completo (menos de 4 millones de puestos de trabajo). Este incremento se ha producido en el sector servicios, que ha experimentado un aumento del 16% de empleos con este tipo de jornada.

Por su parte, otro indicativo de la moderación en la reducción de empleo como es la subocupación muestra que en el conjunto de la crisis, el subempleo emerge como una de las figuras ocupacionales que más se ha expandido (de 1,4 a 2,4 millones) y, dado que el empleo neto ha caído un -24,7% entre el tercer trimestre de 2007 y el tercer trimestre de 2013, el peso del sub-empleo ha pasado del 6,7% al 14,1%.

Y en lo que respecta al aumento del 17% de la ocupación de menos de 30 horas, la misma se ha traducido en 325.000 puestos laborales nuevos. Mientras, los empleos de 30 y más horas se han perdido en un -21,5% (3,7 millones) y los de 40 y más horas han concentrado una pérdida de -26% (3,6 millones). Dichas tendencias se han mantenido desde el inicio de la crisis hasta el momento.

El análisis reseña también que la evolución de la tendencia en el sector privado será la responsable de las razones sectoriales de la mejora relativa con la que se comenzará 2014, mientras que la construcción, la industria o los servicios colectivos continúan cayendo a tasas elevadas (incluso en algunos casos, como el sector industrial, se acentúa su contracción). Los datos del índice explican que en el tercer trimestre de 2013 las ramas manufactureras y las energéticas y extractivas han acentuado su caída en un -5,8% y -12,3% interanual, respectivamente, lo que implica una mayor caída del conjunto de la industria (-6,6%). Mientras, en el caso de los servicios, frente a la modesta reducción de los privados (-0,5%), los colectivos están sobrellevando una sustancial reducción (-3,6%). Cabe destacar, no obstante, que en los servicios colectivos, el tercer trimestre de 2013 viene marcado por la moderación del ritmo de reducción de ocupación en los servicios sanitarios (-4,5%) y los de la administración pública (-3,3%). Además el sector de la educación también acentúa su contracción (-3,3%). Los servicios que sí presentan crecimientos positivos de empleo y siguen ese camino son los que se refieren a las actividades financieras y seguros y el servicio doméstico. En tanto, el comercio, el transporte y la hostelería y restauración reducen sus pérdidas ocupacionales.

Y en lo que afecta a los sectores manufactureros la tendencia también viene marcada por la contraposición. Por un lado, se acentúa la destrucción de ocupación en el sector textil y el cuero, la metalurgia y productos metálicos, la maquinaria y el equipo mecánico y la fabricación de material de transporte. Por su lado, las ramas que sí siguen perdiendo ocupación pero que reducen la pérdida de empleo serán las de la alimentación, la madera y el corcho y la fabricación de otros productos de minerales no metálicos. Por el contrario las actividades que decididamente sí presentan aumentos en el empleo neto, y por tanto apoyan la mejora del mercado laboral, son las dedicadas al papel y cartón, la industria química, la del caucho y plástico y el equipo electrónico y eléctrico.

Imagen cortesía de adamr / FreeDigitalPhotos.net

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *