Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Opinión  >  Gestión  >  Artículo actual

Un marketing de contenidos efectivo

Por   /   22 abril, 2020  /   Sin Comentarios

Por Paradigma Digital, Multinacional española especializada en la transformación digital de las empresas.

 

El marketing de contenidos no sólo es una moda, ya que también resulta efectivo (el 67% de los compradores B2B se fía más del contenido que de las búsquedas a la hora de comprar). Y es que, a la hora de tomar decisiones de compra empresariales, los usuarios se fían de las recomendaciones, pero también quieren informarse de primera mano con contenidos como “white papers”, Content marketing, de pixabaycasos de éxito, “eBooks”, vídeos, infografías, “webinars”, “posts”…

De esa forma, lo cierto es que los nuevos formatos y canales y un público cada vez más segmentado y exigente obligan a que nuestra estrategia de marketing esté en constante cambio y, además, aporte un valor extra a quien recibe el mensaje. Y hay que tener presente que la norma de oro en el marketing de contenidos, por absurdo que parezca recordarlo, es ofrecer a nuestro público contenido de calidad que le aporte un valor extra olvidándonos de intentar vender nuestro producto o servicio.

En ese sentido, y dada la necesidad de poner en marcha una estrategia de marketing de contenidos B2B en las empresas, las lecciones a tener en cuenta para que una campaña de ese tipo sea efectiva son:

  • ¿Para qué hacer marketing de contenido?

Hay que tener claros los objetivos de la estrategia: reforzar nuestra marca y que esté presente el “top of mind” del consumidor (“brand awareness”); aumentar las visitas al “blog” o la web (generar tráfico); complementar las acciones de email marketing para tener una relación más cercana con nuestro cliente (“nurturing”); generar oportunidades de nuevo negocio y clientes (“lead generation”); y hacer que el potencial cliente compre y se convierta en cliente (conversión).

  • ¿Por dónde empezar?

El primer paso es definir el público al que nos dirigimos; y el segundo, concentrar nuestro esfuerzo, tiempo y recursos en un objetivo concreto, aunque con el paso del tiempo podamos abarcar varios a la vez.

  • ¿Cómo arrancar la estrategia de “content marketing”?

Inspirados en las famosas 4 P’s de Porter, nosotros preferimos hablar de 5 P’s: planificación, producción, post-producción, promoción y performance.

  • ¿Cómo establecer la planificación?

Lo mejor es establecer retos y metas asumibles. La planificación en el “content marketing” supone definir sobre: los temas que se van a tratar; los formatos que se van a usar (“posts”, “white papers”, “tweets”, “eBooks”, “webinars”, etc.); los canales que se van a utilizar (lo importante es focalizarse en aquellos donde está nuestra audiencia); la frecuencia de publicación; y los resultados que buscamos.

  • ¿Cómo evitar errar en la producción?

La falta de generación de contenidos posiblemente sea la causa de mortandad de gran parte de las estrategias de marketing de contenido. Porque no sólo hay que generar contenido, sino que debemos ser constantes en su generación y promoción. Y mantener el nivel en sendos casos requiere de mucho esfuerzo y constancia. Pero ante la habitual duda de si debe primar la calidad o la cantidad, lo recomendable es darle siempre más peso a la calidad, aunque con un objetivo muy claro: que el contenido sea útil. Y utilidad significa transmitir conocimiento y/u opinión

  • ¿Dónde generar promoción?

Las redes sociales, un “blog” corporativo, un canal en YouTube… y un sinfín de canales, plataformas y herramientas son los mejores aliados que podemos tener para promocionar nuestro contenido y que el mismo llegue al máximo número de personas posible dentro de nuestro target. Mantener estos canales activos generará interés por nuestra marca y nos servirán de punto de encuentro con nuestra audiencia.

  • ¿Cómo medir el éxito de nuestros contenidos?

Medir los resultados permite averiguar si el contenido funciona, si interesa, si es útil y nos acerca a los objetivos fijados o si debemos reenfocar nuestra estrategia u objetivos. Pero recordemos que no se deben medir los mismos indicadores si buscamos generar “brand awareness”, “leads” o conversiones y que, en ocasiones, distintas piezas de contenido pueden tener objetivos distintos, de tal forma que con un “post” en particular buscamos generar “brand awareness” y, con otro, buscamos generar “leads”. Aunque la experiencia en Paradigma nos muestra que es más común que determinado tipo de contenido funcione mejor para determinados objetivos: por ejemplo, un “eBook” suele funcionar mejor para generación de “leads” que un “post”.

En cualquier caso, para que todo el esfuerzo invertido en poner en marcha una estrategia de marketing de contenidos comience a dar sus frutos y genere resultados, hacen falta otros dos ingredientes: impulsar y promocionar los contenidos y no esperar resultados inmediatos. En resumen, hacer “content marketing” B2B significa paciencia, cariño, pasión, tenacidad y exigencia.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *