Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Opinión  >  Gestión  >  Artículo actual

La importancia de la comunicación en las empresas: renovarse o morir

Por   /   17 marzo, 2016  /   Sin Comentarios

Ernesto Ruiz Merino, de Ferris HillPor Ernesto Ruiz Merino, Consejero Delegado de Ferris Hills, Compañía española especializada en promoción de suelos, explotaciones agrícolas y venta de inmuebles.

 

Si algo se puede tener claro es que el mundo de la comunicación, hablando de ella en términos generales, está cambiando, y de forma muy rápida en los últimos años. Hay que tener en cuenta que la comunicación es una mezcla de tendencias y nuevas prácticas, que revisan, modifican y actualizan técnicas antiguas. Todo ello con el patrón común de acercarse más y de mejor forma a nuestra audiencia; y si es posible creando una relación afectiva buscando fidelizar y generar un vínculo casi sentimental.

En cualquier caso, la comunicación empresarial resulta una de las especiales más complejas, ya que introduce diferentes disciplinas en sí mismas, combina estrategias y busca desarrollar nuevas formas de acercarse a unos clientes que cada día son más exigentes. Desde luego, las empresas no solo tendrán que ponerse al día, sino seguir el veloz crecimiento que día a día modifica y saca algo novedoso: renovarse o morir.

Lo cierto es que el campo de la comunicación corporativa se ha visto obligado así al cambio con el fin de llegar a sus destinatarios potenciales y cumplir sus objetivos. Canales como Youtube, Facebook, Twitter… se han hecho herramientas indispensables en la comunicación de las empresas, haciendo que se deban modificar los planes de comunicación de las mismas, porque sin estos medios perderían influencia en audiencias que pasan más tiempo antes sus cuentas de estas redes que frente a un medio de comunicación tradicional.

En la actualidad, y dada la saturación a la que está sometida la sociedad, cada vez es más difícil sorprender, pero la comunicación siempre tendrá que buscar nuevas fórmulas, innovar y ser original, con el único objetivo de impactar en su audiencia y alejarse, en la medida de lo posible, de las acciones tradicionales.

Pero hay que tener en cuenta que la innovación no solo vendrá de la mano de la información en sí, sino del soporte, canal y contexto. Importará así, y mucho, el estado de ánimo de nuestra audiencia, y no se le tratará como un bloque único, sino que se adaptará la información para los diferentes tipos de público respecto a su edad, sus gustos y su situación.

En el mercado inmobiliario, por ejemplo, donde la incorporación de nuevos competidores al mercado es constante y donde los clientes son cada vez más sofisticados, los requisitos comunicativos de servicio al cliente son cada vez mayores. Para ello, todas las empresas del sector requerirán no solo de sistemas de comunicación que atienda a sus necesidades, sino la capacitación del personal en el uso de nuevos programas o recursos informáticos. Por supuesto, y en ningún caso, la tecnología reemplazará el contacto real con el cliente, pero es una ayuda que brinda de un valor agregado a la actividad de la empresa.

No obstante, las páginas webs, que antes eran una novedad, ya son claramente una obligación. Tendencias comunicación inalámbricaNo basta con tener información institucional de la empresa, sino que debe ser una herramienta importante para tener acceso al público y poder interactuar con el potencial del cliente en tiempo real. Para ello, la web no solo debe ser atractiva visualmente y fácil de usar, sino que deberá tener muy en cuenta desde links a redes sociales, links a otras páginas, un apartado de prensa, Google Maps y un blog, donde la inmobiliaria pueda publicar informaciones, artículos de opinión de interés y cualquier otro tipo de información relevante a la empresa.

Por supuesto, si los consumidores y la opinión pública conocen la empresa y creen en lo que ella hace, tendrá un factor de competitividad superior a la competencia. No hay que olvidar que las empresas tendrán la obligación de explicar a la sociedad su labor, y además hacerlo con transparencia, ajustándose a las nuevas fórmulas del contexto: renovarse o morir.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *