Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Opinión  >  Gestión  >  Artículo actual

Estrategias para encontrar empleo

Por   /   27 noviembre, 2017  /   Sin Comentarios

Por Bizneo, Portal especializado en implementación de herramientas de captación de talento y gestión de Recursos Humanos.

 

Buscar empleo es el trabajo diario de miles de personas en España. Sin embargo, muchas veces nos enfrentamos a esta tarea sin haber hecho una organización previa o haber diseñado una estrategia.

Para ello, desde aquí proponemos en concreto tres estrategias diferentes y efectivas.

1- Networking offline

En esta “era digital” estamos cada día más acostumbrados a hacer “networking online” a través de redes sociales profesionales como Linkedin, o más personales como Facebook o Twitter. Búsqueda de empleo, de PixabayPero ¿qué pasa con el “networking face to face”? ¿Nos hacen las redes sociales olvidarnos de nuestros contactos más cercanos?

Al respecto, conviene organizar nuestros contactos en 3 niveles:

  • Nivel 1: Familia y amigos más cercanos. Debemos hacer un listado de empresas en las que están ellos trabajando y revisar si podríamos nosotros trabajar en ellas en caso de que surja una vacante.
  • Nivel 2: Amigos menos habituales y familiares. Hay épocas, como la Navidad, que son una buena ocasión para preguntar a amigos y familiares que no solemos ver a menudo. En ese sentido, es aconsejable hacer una lista de sus empresas, buscar información sobre ellas y ver si los puestos pueden adaptarse a alguna de nuestras cualidades. Una vez realizado este trabajo, la mejor estrategia será la de hacer llegar el currículum al departamento de recursos humanos a través de nuestro contacto en la empresa.
  • Nivel 3: Empresas de las que somos buenos clientes. La estrategia consistirá en preguntar en la próxima visita si buscan alguien para la época de Navidad, rebajas de enero, etc. Y en el caso de que la respuesta sea negativa (lo más probable), no debemos rendirnos, por lo que dejar el currículum a esa empresa es importante: todos los empresarios conocen a otros muchos empresarios, así que pídele que, si se entera de alguien, por favor, te avise.

2- Colaboraciones desinteresadas

Este tipo de colaboraciones puede suponer una diferenciación clave en tu estrategia y funciona excepcionalmente bien con pequeñas empresas. Así, consiste en realizar un estudio para una empresa, colaborar en su blog/web corporativa (por ejemplo, redactando artículos de una temática en la que tengas especial interés relacionada con la empresa), ofrecerte a realizar una beca o prácticas con ellos… ¡Todo cuenta!

En cualquier caso, hay que tener muy presente siempre que lo más importante para desarrollarte profesionalmente no es en qué empresa trabajes, si no quién será tu mentor y, por tanto, lo que podrás aprender de él, ya que esto será en realidad lo que te permita escalar hacia nuevas oportunidades. Busca esa empresa que te encante y haz algo único que demuestre tus ganas de trabajar allí. Eso sí, hay que tener en cuenta que, cuando queremos trabajar para una empresa, deberíamos olvidarnos de que somos ingenieros, arquitectos o cualquier otro título; lo que le importa a la empresa es que tú puedas aportar más de lo que la empresa tendrá que pagarte. Y el mejor modo de demostrarlo es trabajando con ellos, aunque sea gratis; así esa empresa sabrá lo bien que trabajas.

Lo cierto es que, a menudo, muchas empresas no completan vacantes que podrían tener, simplemente por el hecho de que los candidatos no cumplen el requisito de que vayan a producir más del coste que supone su salario. Este es el motivo por el que trabajar de prácticas, colaborando, becas, etc. es una de las mejores oportunidades para demostrar a la empresa que le sale rentable contratarte. ¿Qué es lo peor que puede pasar en una colaboración o práctica que realices sin cobrar en una empresa? Nada, solo que aprendas y desarrolles nuevas habilidades, que adquieras experiencia que añadir a tu currículum, que conozcas otros profesionales, aprendas de ellos y aumentes tu red de contactos.

¿Y qué es lo mejor que puede pasar? Pues que la empresa se quede muy contenta contigo y decida contratarte; que la empresa se quede muy contenta contigo y, aunque no pueda contratarte, te recomiende a otras empresas amigas; o que mientras estás trabajando en esa empresa, otra empresa te llame, ya que la mejor situación posible de encontrar trabajo es teniendo ya un trabajo.

3- Empresas nuevas

Las empresas de nueva creación son desde luego una gran oportunidad de empleo. Muchas de ellas necesitarán personal para poner en marcha su negocio y algunas de ellas probablemente pueden crecer rápido. De modo que estar alerta de los nuevos negocios que se crean en tu zona es una estrategia que puede funcionar muy bien en tu búsqueda de empleo y donde encontrarás poca competencia de otros candidatos.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *