Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Opinión  >  Gestión  >  Artículo actual

Las amistades en el trabajo y la productividad

Por   /   20 enero, 2020  /   Sin Comentarios

Por Bizneo HR, Firma especializada en implementación de herramientas de captación de talento y gestión de Recursos Humanos.

 

Todos hemos escuchado alguna vez aquello de que «al trabajo no se va a hacer amigos». Pero, ¿qué hay de cierto en ello? Y, por otra parte, ¿afecta eso a la productividad?

En ese sentido, los datos de un informe que hace unos meses llevamos a cabo en Bizneo HR y que ahonda precisamente sobre los amigos en el trabajo y sobre si tenerlos mejora la productividad constatan que los equipos formados por amigos tienden a ser más productivos que aquellos que se integran por compañeros sin afinidad especial. Amigos en el trabajo, de BizneoAlgo que no es de extrañar si valoramos que, cuanto mejores sean nuestras relaciones laborales, mejor será también nuestro clima laboral.

Desde luego, esto incide directamente sobre el rendimiento: un ambiente positivo fomenta la consecución de los objetivos e incrementa la productividad hasta un 12%, según el estudio, mientras que un entorno negativo genera todo lo contrario: desde situaciones conflictivas y desagradables hasta malos resultados de negocio. Además, según la investigación, quienes trabajan codo a codo con sus amigos realizan sus tareas hasta siete veces mejor.

El “quid” de la cuestión radica en que se está generando un estado emocional en el que la implicación personal es mayor y en el que los individuos se sienten parte de un grupo con unas metas en común. Y ello incide directamente en el trabajo. Tan es así, que más de la mitad de los sujetos que trabajan con un amigo establecen una conexión más fuerte con la compañía (hasta un 7% asegura que su compromiso con ella también es mayor).

Por otra parte, no hay que olvidar que crear lazos también favorece la comunicación y puede ayudarnos a entender el comportamiento de nuestros compañeros, al margen de que reduce los niveles de estrés (entre un 10% y 15%) y aumenta la creatividad y la competitividad positiva: estar más relajado y sentir confianza suele propiciar el nacimiento de ideas, sobre todo si se comparten en grupo.

Junto a lo anterior, otra de las ventajas de tener amigos en el trabajo es que permite canalizar las emociones de forma más rápida y directa. Por ejemplo, si nuestro jefe ha tenido una actitud inapropiada con nosotros, podremos desahogarnos con nuestro amigo y compañero, quien además entenderá el contexto de la situación. Tener amigos en el trabajo nos hace sentirnos más reforzados y nos ayuda a ser más estables.

En esa línea, si nos centramos en la importancia que le dan los propios trabajadores a estas relaciones, se observan diferencias en función de la edad de los encuestados. Así, los “millennials” son los que más las valoran, hasta el punto de considerarlo «necesario» para sentirse motivados, y desde luego casi 7 de cada 10 “millennials” tienden a compartir detalles personales (inclusive el salario, relaciones y demás) con sus compañeros. Pero no ocurre lo mismo sobre todo con aquellos profesionales que se encuentran entre los 55 y 65 años, que consideran que tener o no amigos en el trabajo no afecta a su rendimiento profesional. No obstante y en términos generales, la realidad es que hasta el 46% de los empleados aseguran que tener un amigo en el trabajo influye directamente en su felicidad laboral.

De esta forma, no es de extrañar que algunas profesiones o empresas fomentan más esta clase de relaciones, y asimismo existen puestos concretos de trabajo en los que entablar amistades resulta especialmente beneficioso. Es el caso, por ejemplo, de bomberos, policías, trabajadores de hospital y, en general, profesiones que requieran de fortaleza mental. Quizás porque se jueguen la vida en equipo, y tener un amigo en este marco será de gran ayuda para enfrentarse a las tensiones y dificultades del día a día aparejadas a estos perfiles.

En cualquier caso, conocer el clima laboral de una empresa será fundamental para detectar problemas a tiempo y tomar decisiones al respecto con el objetivo de que los trabajadores se encuentren cómodos y satisfechos. Y una excelente opción es usar una encuesta de clima laboral. Porque con ella podremos: conocer las necesidades de los empleados; aumentar su bienestar; reducir el riesgo en la toma de decisiones; contribuir al desarrollo de los equipos; detectar los conflictos; aumentar la rentabilidad; y analizar el trabajo de la compañía y crear informes.

No obstante, y a pesar de todo lo comentado, la realidad es que no siempre es fácil gestionar las amistades en el entorno laboral. Hay que tener presente que contar con un amigo en el trabajo puede conllevar que se tomen ciertas licencias o generar conflictos (si, por ejemplo, uno de ellos es reprendido y espera una lealtad que no llega). De ahí que es conveniente saber separar los entornos: como amigo siempre nos apoyará, pero como compañero no siempre podrá hacerlo. Además, otro punto que debe considerarse es la confianza y los límites que se le ponen a la amistad (no podemos perder de vista que estamos hablando de un ambiente distinto), y desde luego un responsable de personal con amigos a su cargo también tendrá que tener especial precaución para no mostrar preferencias.

Pero lo cierto es que cada caso, cada situación, es único. No es lo mismo que tu jefe sea un amigo de toda la vida y que las fronteras se diluyan a entablar una amistad nueva dentro de la oficina.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *