Cargando...
Estás aquí:  Inicio  >  Informes  >  Consumo/ Mercados/ Indicadores  >  Artículo actual

El tráfico “cloud” se cuadriplicará en los próximos cinco años

Por   /   14 noviembre, 2016  /   Sin Comentarios

Mientras que en 2015 el tráfico “cloud” de todo el mundo alcanzó los 3,9 zettabytes (ZB), en 2020 se registrarán nada menos que 14,1 zettabytes (casi cuatro veces más), según pone de manifiesto el informe “Global Cloud Index 2015-2020”, Almacenamiento cloud, de Pixabayque en su sexta edición ha elaborado la multinacional tecnológica y de servicios en Internet Cisco.

Lo cierto es que, dentro de cuatro años, la “nube” supondrá nada menos que el 92% de todo el tráfico data center global, debido sobre todo a la creciente migración a arquitecturas “cloud” por su rápida escalabilidad y por la capacidad de soportar mayor cantidad de cargas de trabajo de forma más eficiente que los data centers tradicionales, que procesarán el 8% restante. De hecho, en 2020, el tráfico de los data centers tradicionales alcanzará 1,3 ZB anuales, frente a los 827 Exabytes (EB) anuales contabilizados en 2015. En cualquier caso, la cantidad de datos almacenados en dispositivos (5,3 ZB) será casi cinco veces mayor que los datos almacenados en data centers en 2020.

Eso sí, el “cloud” público crece más rápido que el privado, de manera que dentro de cuatro años el 68% (298 millones) de las cargas de trabajo “cloud” serán procesadas en data centers “cloud” públicos, cuando el año pasado éstos ocupaban el 49% (66,3 millones), lo que significa una tasa de incremento interanual del 35%. Por el contrario, los data center “cloud” privados, que en 2015 se ocuparon del 51% de las cargas de trabajo (69,7 millones), únicamente procesarán el 32% (142 millones) cuando llegue 2020, lo que limita su crecimiento interanual a un 15%.

En la evolución creciente del uso del “cloud” tiene mucho que ver la realidad de que cada vez más consumidores recurren al mismo como sistema de almacenamiento: si en 2015 fue utilizado así por el 47% (1.300 millones) de los usuarios de Internet, para 2020 será recurso del 59% (2.300 millones de personas). Además, para ese año, el tráfico de almacenamiento “cloud” por usuario de consumo será de 1,7 GB mensuales, frente a los 513 MB por mes en 2015.

Evidentemente, para afrontar estas necesidades de migración de datos de consumo desde los dispositivos al “cloud”, la capacidad de almacenamiento de los data centers está creciendo a buen ritmo. Hasta el punto que, en 2020, esa capacidad crecerá hasta 1,8 ZB desde los 382 EB en 2015, multiplicándose casi por 5. De esa manera, dentro de cuatro años, la capacidad total de almacenamiento instalado en los data centers “cloud” a escala global supondrá el 88% de toda la capacidad de almacenamiento de los data centers, frente al 64,9% de 2015.

En esa línea, hay que señalar que el “big data” impulsará decisivamente el total de datos almacenados. Hay que tener en cuenta que, a escala global, los datos almacenados en data centers se multiplicarán por 5 entre 2015 y 2020, hasta alcanzar 915 EB en 2020 (tasa de incremento interanual del 40%), desde los 171 EB en 2015, mientras que el “big data” alcanzará los 247 EB en 2020, multiplicándose casi por 10 desde los 25 EB en 2015 (solo el “big data” supondrá el 27% de todos los datos almacenados en data centers en 2020, cuando en 2015 representaba únicamente el 15%).

En cualquier caso, el “Internet de las cosas” (IoT) también generará en el inmediato futuro datos de forma masiva. Y es que los datos que genera (pero no necesariamente almacenados) sumarán 600 ZB al año en 2020, lo que implica nada menos que 275 veces más que el tráfico previsto viajando desde los data centers hasta los usuarios/dispositivos finales (2,2 ZB) y 39 veces más que todo el tráfico data center previsto (15,3 ZB).

Por otra parte, también hay que tener en cuenta que las propias mejoras en las redes fomentarán el uso de aplicaciones “cloud”. Por ejemplo, en tanto que en 2015 solo 119 países cumplían los criterios para soportar aplicaciones “cloud” avanzadas sobre redes fijas, este año ya suman 132. Y a la vez, mientras que en el ejercicio pasado 81 naciones cumplían con los requisitos para soportar aplicaciones “cloud” avanzadas sobre redes móviles, en este 2016 llegan ya 89 países.

Cargas de trabajo de las aplicaciones

La realidad es que, debido a la creciente adopción de la virtualización en los data centers, las operadoras “cloud” pueden también obtener mejor eficiencia operativa a la vez que proporcionan una mayor variedad de servicios a empresas y consumidores con óptimo rendimiento.

En ese sentido, el informe de Cisco pone de manifiesto, entre otras cosas, que serán las cargas de trabajo empresariales las que dominarán el data center, ya que las mismas se multiplicarán por 2,4 entre 2015 y 2010, si bien es verdad que su peso total en las cargas de trabajo data center se reducirá desde el 79% hasta el 72%.

Por su parte, las cargas de trabajo de consumo, aunque menores en número, crecen con mayor velocidad. En los cinco años contemplados en el estudio se multiplicarán por 3,5 y supondrán en 2020 el 28% (134,3 millones) del total de las cargas de trabajo data center, frente al 21% (38,6 millones) en 2015.

Eso sí, las cargas de trabajo de IoT/analítica/bases de datos son las que más crecen entre las aplicaciones empresariales (supondrán el 22% del total en 2020, frente al 20% en 2015). Y en cuanto al incremento en cargas de trabajo de consumo, el vídeo (representará el 34% dentro de cuatro años, frente al 29% el año pasado) y las redes sociales (24% frente a 20% en 2015) lideran el incremento, pues las cargas de trabajo de búsquedas significarán el 15% del total en 2020, cuando alcanzaban al 17% en 2015.

    Print       Email

Sobre el autor

Tras casi 35 años posicionada como la principal revista económica especializada en gestión y management, y habida cuenta de los nuevos modos y necesidades de sus habituales lectores (directivos, emprendedores y empresarios en un 90% de los casos), NUEVA EMPRESA lleva apostando desde principios de 2009 por el mercado digital, convirtiendo la Web en el principal punto de nuestra estrategia, dejando la edición en papel exclusivamente destinada a números especiales sin una periodicidad estipulada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *